La madre de la joven alemana secuestrada por Hamás afirma que sufre un grave traumatismo craneal y pide que sea evacuada de Gaza