»No hay excusas pero había jugadores que no estaban al cien por cien de su capacidad», explicó el seleccionador francés tras la derrota ante España