El tenista francés culmina una semana mágica, con siete triunfos sin ceder un solo set en la segunda edición del Challenger que le catapultarán este lunes del 324 al 209º en el ‘ranking’ de la ATP