Verstappen llega a Catar acariciando su tercer título consecutivo, ya que solo necesita ser sexto en la carrera del sábado