Organizaciones defensoras de los derechos humanos y la izquierda francesa han pedido al presidente interceder para frenar la ejecución de jóvenes condenados en Riad