Inicio Internacional Subir la apuesta

Subir la apuesta

72
0

Las conversaciones entre EE.UU. y Rusia ayer en Ginebra para desescalar la crisis de Ucrania han servido para que indirectamente Vladimir Putin sea reconocido como lider de una gran potencia y siga tensando la cuerda. En la víspera del encuentro, Sergey Lavrov reclamaba que las tropas de la OTAN abandonaran los antiguos países del bloque comunista, empezando por Bulgaria y Rumania. Esta exigencia rusa no va a modificar un ápice la situación de estos dos países, miembros de pleno derecho desde 2004, pero ilustra bien la estrategia de Moscú de subir la apuesta. Espera que Washington, con otras prioridades globales, no vea el envite y al final ofrezca algunas concesiones. La más importante, sin duda, sería levantar la protección occidental… Ver Más