Inicio Internacional El Reino Unido desafía a la UE y pide una renegociación del...

El Reino Unido desafía a la UE y pide una renegociación del Brexit por Irlanda del Norte

8
0

El Reino Unido y la UE «no pueden seguir como estamos» en lo que respecta a Irlanda del Norte, ha sentenciado el ministro británico para el Brexit, David Frost. En un discurso ante la Cámara de los Lores, Frost dijo que el Gobierno de Boris Johnson ha llegado a la conclusión de que debe haber cambios esenciales en el protocolo para Irlanda del Norte acordado con la Unión Europea.

Aunque admite que la situación no justifica «todavía» aplicar el artículo 16, que permite que ambas partes dejen de cumplir unilateralmente las reglas pactadas en caso de que aparezcan «efectos inesperados» por su aplicación, el discurso se considera una amenaza clara en este sentido.

El vicepresidente de la Comisión Europea encargado de las relaciones con el Reino Unido, Maros Sefcovic, ha respondido en un comunicado publicado poco después, en el que asegura que la negociación del protocolo es inaceptable, aunque deja abierta la posibilidad de estudiar algunas de las propuestas y buscar «soluciones creativas» para resolver los problemas.

«Continuaremos colaborando con el Reino Unido, también sobre las sugerencias hechas hoy. Estamos dispuestos a seguir buscando soluciones creativas, en el marco del Protocolo, en interés de todas las comunidades de Irlanda del Norte. Sin embargo, no aceptaremos una renegociación del Protocolo», dice el vicepresidente Sefcovic.

El Gobierno de Londres afirma que los controles que la Unión Europea quiere imponer en las mercancías que entren en Irlanda del Norte desde el resto del Reino Unido son excesivos y que pueden llevar al desabastecimiento de esta provincia. Bruselas impuso este mecanismo para evitar que haya que reimplantar controles aduaneros físicos en la frontera con le República de Irlanda. Estos controles han sido recibidos como un obstáculo burocrático por parte de los operadores y son un anatema inaceptable para los unionistas radicales de la provincia británica que han suscitado un «clima político febril» en la provincia.

Un «nuevo equilibrio»
Frost pidió un «nuevo equilibrio» para garantizar que las mercancías puedan circular mucho más libremente dentro del territorio aduanero del Reino Unido, al tiempo que prometió que se garantizará que se apliquen controles completos a las mercancías destinadas a la UE. El representante británico propuso un «marco de tratado normal similar a todos nuestros otros acuerdos internacionales», de modo que el Reino Unido también reconocería su «parte de responsabilidad» en ayudar a la UE a proteger su mercado único, del que forma parte Irlanda. Para la UE, sin embargo, el cumplimiento del protocolo sigue siendo «imprescindible» y recordó que es fruto de un tratado formado por el Reino Unido y que «el respeto de las obligaciones legales internacionales es de suma importancia».

El representante británico mencionó su exigencia de que se elimine cualquier competencia que aún tiene el Tribunal de Justicia de la UE a la hora de dirimir las posibles diferencias en este campo. Para Frost, lo que hace falta son «acuerdos excepcionales» en torno al intercambio de datos y cooperación para disuadir a quienes buscan trasladar productos que no cumplen con los estándares europeos desde Irlanda del Norte a Irlanda, aunque no explicó cómo llevar a cabo esos controles si no hay una frontera física en la isla.

La única idea clara que expresó fue que considera que debe extenderse la suspensión de esos controles en el mar de Irlanda y mantener congeladas las posibles sanciones a las empresas que los han incumplido. «Instamos a la UE a que lo mire con nuevos ojos y trabaje con nosotros para aprovechar esta oportunidad y mejorar nuestras relaciones».

El protocolo irlandés es el elemento más delicado del acuerdo del Brexit. El actual primer ministro, Boris Johnson, los firmó en 2020 y el parlamento británico lo ratificó después por amplia mayoría. Sin embargo, los sectores nacionalistas más radicales y los más fervientes partidarios del Brexit nunca lo han aceptado. A pesar de su negativa clara respecto al grueso de la propuesta británica, Sefcovic afirma que espera reunirse lo antes posible con Frost.