Inicio Internacional Armenia acusa a Azerbaiyán de violar su frontera

Armenia acusa a Azerbaiyán de violar su frontera

102
0

El primer ministro en funciones de Armenia, Nikol Pashinián, invocó ayer la mediación o, llegado el momento, la actuación de la Organización del Pacto de Seguridad Colectiva (ODKB en sus siglas en ruso), estructura defensiva de antiguas repúblicas soviéticas a la que pertenecen Armenia, Bielorrusia, Kazajstán, Kirguistán, Rusia y Tayikistán. La causa de tal solicitud se debe, según ha denunciado Pashinián, a que fuerzas azerbaiyanas penetraron el miércoles en territorio armenio.

La incursión de los militares azerbaiyanos, de acuerdo con las informaciones del Ministerio de Defensa de Armenia, se produjo en la región de Siunik, una estrecha franja embutida entre Azerbaiyán y el enclave azerbaiyano de Najicheván. Ereván sostiene que los intrusos se adentraron tres kilómetros en territorio armenio e intentaron rodear el lago Sev, pero desistieron después de que unidades armenias les conminaran a replegarse.

Desde Azerbaiyán se quitó importancia al incidente y se explicó que los militares enviados a la zona no hicieron otra cosa sino iniciar los trabajos de demarcación de la frontera, cuyo trazado quedó ligeramente alterado en esa tramo tras el acuerdo de paz que siguió a la derrota de los armenios karabajíes en una guerra que duró entre el 27 de septiembre y el 10 de noviembre de 2020.

Sin embargo, el Gobierno armenio asegura que la demarcación de la frontera deberá hacerse de mutuo acuerdo y no antes de que los dos países restablezcan sus relaciones diplomáticas. Así que, como medida previa, Pashinián telefoneó el jueves por la noche al presidente ruso, Vladímir Putin, cuyo país, debido a su abultado potencial militar, es la principal garantía de seguridad de los estados que componen la ODKB.

El portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov, aclaró que el primer ministro armenio no le pidió a Putin que intervenga militarmente contra Azerbaiyán, pero sí que ayude en la tarea de reducir la tensión. Entre los países occidentales, Francia ha mostrado ya su preocupación. Así que Moscú ha intensificado su labor de mediación propiciando contactos entre las autoridades de Bakú y Ereván. Según el viceprimer ministro armenio, Tigrán Avinián, hay negociaciones en curso con Azerbaiyán, pero sin resultado por el momento.