Inicio Principal Las claves de la nueva Segunda división B

Las claves de la nueva Segunda división B

156
0

La Federación Española de Fútbol hará oficial este lunes el formato de la nueva Segunda división B, que esta temporada, por primera vez en la historia, estará integrada por 102 equipos repartidos en cinco grupos, que se dividirán a su vez en dos subgrupos de diez conjuntos, excepto dos de ellos, que tendrán once clubes. Un cambio de modelo de competición que ha generado numerosas dudas y preguntas entre los aficionados.

(La distribución de los grupos y subgrupos)

La nueva Segunda división B, que en principio comenzará el fin de semana del 17 y 18 de octubre, tiene esta temporada una especial importancia porque la RFEF estrenará en el curso 2021-22 una nueva categoría, de la que este lunes se conocerá su nombre, entre la Segunda división y la Segunda B. La nueva división, que se convertirá en el tercer escalón del fútbol español, estará formada por 40 equipos: los cuatro que desciendan este año de la categoría de plata, así como por otros 36 de la actual Segunda B.

Por eso, este curso cobra una especial importancia para los clubes de Segunda B porque los que desciendan perderán de golpe dos categorías, pero los que se mantengan en ella también perderán una categoría porque la Segunda B se convertirá el próximo curso en el cuarto peldaño del fútbol español. La importancia de ascender para continuar en el tercer peldaño a través de esa nueva categoría es por lo tanto fundamental para los conjuntos de la actual división de bronce.

Una primera liga regular

La liga en Segunda división B, con los 102 equipos divididos en cinco grupos de veinte (dos de 21), cada uno de ellos repartido a su vez en dos subgrupos, comenzará con una primera fase regular en la que los clubes se enfrentarán a doble partido (18 encuentros, 2o en esos dos casos especiales). Al final, los tres mejores de cada subgrupo seguirán el camino por el ascenso, mientras que los tres últimos pelearán por evitar el descenso y los cuatro que ocupen posiciones intermedias tendrán la opción de aspirar a formar parte de la nueva Segunda B.

El balón de esta temporadaEn la segunda fase por el ascenso, se unirán los tres primeros clasificados de los dos subgrupos de un mismo grupo, formando un nuevo grupo al que pasarán con el total de puntos sumados en la primera fase. En esta nueva fase, los equipos disputarán solo seis partidos (ida y vuelta) porque los equipos no volverán a enfrentarse a los rivales contra los que ya jugaron en la liga regular.

Al final de esta fase, los tres mejores de cada grupo (15 equipos), junto al mejor cuarto, serán los 16 clasificados para disputar el playoff de ascenso a Segunda división. Los doce conjuntos que no consigan el objetivo del ascenso a la división de plata tendrán plaza ya asegurada en la nueva Segunda B. También los cuatro que desciendan desde Segunda división.

De esta forma, la nueva Segunda división B que entrará en funcionamiento en la temporada 2021-22 tendrá ya 16 equipos confirmados. A ellos se sumarán los catorce equipos que no lograron entrar en el playoff de ascenso tras la disputa de la segunda fase. En total, 30 equipos, por lo que faltarían otros diez porque la nueva categoría que creará la RFEF estará compuesta por 40 clubes.

Los últimos diez ascensos
Los últimos diez ascensos que completarán la nueva Segunda B de la temporada 2021-22 saldrán de una segunda fase que jugarán los 40 equipos que terminaron cuartos, quintos, sextos y séptimos al término de la liga regular inicial en cada uno de los subgrupos, más otros dos de los subgrupos que empezaron la liga con 11 conjuntos. Con un formato de enfrentamiento similar al explicado anteriormente para el ascenso, los dos primeros clasificados de cada uno de los cinco grupos lograrán ascender a la nueva Segunda B.

Respecto a la pelea por evitar el descenso, en la que se verán inmersos los tres últimos clasificados de cada uno de los diez subgrupos al término de la Liga regular, la RFEF explicará este lunes el mecanismo de competición.